Escoliosis

Escoliosis y Quiropráctica

La escoliosis es una alteración de la curvatura de la columna vertebral en sentido lateral, caracterizada por una curvatura mayor de 10° en el plano frontal o coronal.

Aparece frecuentemente en la edad adolescente y suele coincidir con la etapa de mayor crecimiento. Es más habitual en las niñas debido a que su crecimiento suele ser más rápido en esta edad. La escoliosis puede tener un factor genético o deberse a un desequilibrio muscular.

La escoliosis se clasifica en tres grandes grupos dependiendo de su causa:

  • Escoliosis congénita: causada por malformaciones vertebrales de nacimiento. Puede ser provocado por: deficiencia en la formación normal de las vértebras, ausencia de vértebras, vértebras parcialmente formadas y falta de separación entre las vértebras.
  • Escoliosis idiopática: constituyen más del 80% de todas las escoliosis y su causa es desconocida. Existen tres tipos de escoliosis idiopática: infantil  (hasta los 3 años de edad), juvenil ( 3 y 9 años de edad) y adolescente (entre 10 y 18 años de edad).
  • Escoliosis neuromuscular: debido a alteraciones primarias neurológicas o musculares, que causan pérdida de control del tronco por debilidad o parálisis. Está asociada a muchos trastornos neurológicos: parálisis cerebral, espina bífida, distrofia muscular, trastornos paralíticos, tumores de la médula espinal y neurofibromatosis (trastorno genético que afecta los nervios periféricos y provoca manchas en la piel).

La escoliosis puede pasar desapercibida en un/a niño/a ya que durante los primeros años de aparición no suele causar dolor. Por lo tanto, los padres deben vigilar la aparición de los siguientes síntomas a partir de que el/la niño/a tenga ocho años, ya que son síntoma del inicio de una escoliosis:  Escoliosis y la Quiropráctica

  • Un hombro más alto que el otro
  • Pecho hundido
  • Un omóplato que sobresalga más de la cuenta
  • Caderas asimétricas
  • Inclinación hacia un lado

El tratamiento Quiropráctico ha presentado alto grado de éxito en el tratamiento de la escoliosis. Se puede evitar la progresión de la escoliosis si se corrige la asimetría y se mantienn la función global de la columna vertebral. Disminuiría la tensión muscular, el dolor y mejorará la flexibilidad de la columna vertebral.

El diagnóstico y el tratamiento de la escoliosis lo más pronto posible es muy importante, la etapa de crecimiento del adolescente es el momento más adecuado para corregirla.

Sin temas relacionados.

Related Posts
rss Follow Us facebook Follow Us twitter